Entradas etiquetadas ‘AUSJAL’

Webinar: Cultura, Tecnología y Enseñanza

El consorcio AUSJAL-AJCU invita al Webinar: Cultura, Tecnología y Enseñanza

Ponente: Profesora Colleen Coffey
Fecha: Lunes 6 de Mayo
Hora: 9:00hrs Colombia/México – 10:00hrs Miami – 9:30hrs Venezuela
Duración: 60 minutos

Formato:

5 min. Introducción y Bienvenida
25 min. Presentación Prof. Coffey
25 min. Conversatorio
5 min. Cierre

Colleen Coffey, trabajó durante 10 años en la Universidad de Marquette (MU)  como profesora de español. Estando en MU co-funda y es directora del Proyecto Inmersión Dual (2006-2010). Inmersión Dual es un proyecto que utiliza ¨social software¨ y tecnologías de la comunicación para crear comunidades de aprendizajes.  En el año 2009 la Prof. Coffey presenta el proyecto al Consorcio AUSJAL-AJCU. A partir del año 2010 Inmersión Dual se integra al marco del Consorcio AUSJAL-AJCU; desde ese momento el proyecto que inició con 38 estudiantes y 2 universidades evoluciona a un macro proyecto intercontinental de tele-colaboración que ha tenido más 12.000 estudiantes y 120 profesores a lo largo de su desarrollo.  La Prof. Colleen Coffey se convierte en asesora del proyecto de Inmersión Dual AUSJAL-AJCU  a la misma vez que forma parte del Equipo de Coordinación del mismo, el cual está compuesto por la Dirección del Consorcio y el Prof. Oscar Mora de la Universidad Javeriana Cali. Adicionalmente, la Prof. Coffey, dirige otros proyectos de tele-colaboración sobre la enseñanza de la lengua tanto en la academia como en la sector salud en Boston, Massachusetts. Adicionalmente ha realizado varias conferencias y talleres a nivel nacional en los Estados Unidos y a escala internacional.

Medio de conexión: Elluminate (Sala AUSJAL)  (¡gracias por su participación!)

02

05 2013

La universidad como punto de encuentro

La universidad siempre ha sido un espacio de frontera generacional […]

En el número reciente de Carta de Ausjal, dedicado a las “TIC en la educación universitaria”,  nuestro colega y amigo José Gregorio de Llano, de la Universidad Católica Andrés Bello en Venezuela, nos comparte sus reflexiones en torno al trabajo de la universidad en tanto punto de encuentro y constructor de puentes entre generaciones.

Para ello, partiendo de la metáfora de Prensky sobre el “nativo digital” y el “inmigrante digital”, nos comparte la brecha, esto es, un conjunto de diferencias en las formas en las que cada grupo se acerca a la información y al aprendizaje:

Otras características de los “nativos digitales” que comparte:

Ante estas diferencias que José Gregorio de Llano rescata nos propone el concepto de la universidad como punto de encuentro entre generaciones.  Se trata de abrir la posibilidad de la comunicación entre estas realidades. Y no solo se refiere a las diferencias generacionales naturales entre jóvenes y adultos. Se trata de un cambio fuerte de la sociedad, hacia una Sociedad Red.

Los invitamos a leer el texto que propone de Llano. Dejamos estas preguntas de fondo:  ¿Cómo queremos atender los retos de esta realidad? ¿Cómo nos acercamos a la Sociedad Red? ¿Se trata, como dice José Gregorio, de ofrecerles oportunidades de aprendizaje exigente a nuestros estudiantes, “adaptadas a ellos”?  ¿Se trata de repensar los espacios universitarios como unos de comunicación intergeneracional, una que construye conjuntamente? ¿Se trata de repensar y reconfigurar lo que concebimos como “aprender” en esta Sociedad Red?  Yo creo que un poco de todo.

__________________

De Llano, José Gregorio (2013). Estudiantes digitales / Profesores analógicos: La universidad como punto de encuentro. En Carta de Austal: Las TIC en la educación universitaria. AUSJAL. No. 38. Pp 20-23. Publicación en línea [http://www.ausjal.org/tl_files/ausjal/images/contenido/CARTA%20AUSJAL/Cartas%20AUSJAL%20PDF/Carta%20de%20AUSJAL%2038%20Final.pdf] Última visita 2013-04-09.

10

04 2013

Un día, un boceto. Práctica en Facebook.

Marcelo Diaz es un profesor universitario de dibujo que busca propiciar en sus alumnos una práctica de dibujo reflexiva y constante. Marcelo usa el Facebook para apoyar este propósito. Hoy les compartimos esta práctica desde su voz y la de los alumnos.

Mantuvimos una entrevista online con Marcelo Diaz, que es profesor de la Pontificia Universidad Javeriana y de la Universidad del Bosque, en Bogotá, Colombia. En ella nos cuenta cómo es relevante la práctica cotidiana del dibujo para aprender, para lograr fluidez, e incluso también como disciplina profesional. Marcelo, pensando en que sus alumnos gustan de las redes sociales y viendo la oportunidad del intercambio de experiencias, creó en Facebook un proyecto llamado “un día, un boceto”. El proyecto se instrumenta en un grupo cerrado de carácter obligatorio para los alumnos y en un grupo abierto al mundo entero (si te gusta dibujar puedes entrar a este grupo y exponer tus trazos ¡es un grupo público!).

Les dejo la entrevista junto con una invitación a reflexionar sobre los usos educativos de las redes sociales en internet, como Facebook. Algunas cosas que nos comparten Marcelo y sus alumnos nos ayudan a pensar en la importancia de considerar elementos como: (1) el modelaje en el uso del lenguaje en la crítica constructiva, y (2) la tensión entre la privacidad y la riqueza de la retroalimentación al exponerse públicamente. ¿Algunos otros elementos? ¡Sus comentarios son bienvenidos!

Entrevista con Marcelo Díaz:

OTA- Cuéntanos de qué das clases y cuál es el contexto en el que se inscribe esta práctica.
MARCELO DIAZ- Las asignaturas que tengo a mi cargo se orientan al aprendizaje del dibujo, principalmente para diseño industrial. El dibujo para diseño demanda diferentes niveles de síntesis y representación de objetos, sistemas, actividades, etc., asociadas a la comunicación de proyectos de diseño en sus diferente fases; desde trazos elementales y bocetos hasta dibujos altamente desarrollados, realistas y representativos de alternativas de diseño. Estos dibujos se utilizan en las fases de conceptualización del problema de diseño, la fase creativa o de diseño y las estrategias de comunicación fuera del grupo de trabajo (poster de presentación, publicidad entre otros).
Tengo 8 grupos de dos universidades diferentes y como 90 alumnos en total.

OTA- ¿De dónde surge la idea “un día, un boceto”?
MARCELO DIAZ- Resulta que en mi trabajo diario de enseñanza del dibujo procuro realizar demostraciones del quehacer y de mi manera personal de enfrentar los problemas y retos de dibujo, principalmente porque eso no se puede leer en los libros y personalmente me hicieron falta con muchos de mis profesores. En ocasiones los estudiantes entran en conflicto porque mis demostraciones les ponen de manifiesto sus debilidades o limitaciones y creen que nunca lo van a lograr, así que recurro a ejemplos de otros dibujantes. En ese esfuerzo llegué a un sitio en internet que muestra el trabajo de diseñadores, con imágenes y videos, con un adicional: un espacio llamado sketch a day, en el cual un diseñador sube cada día (eso intenta) un dibujo. Al mostrarles a los alumnos un video que tiene en el sitio, ellos me dijeron que “él se sabía las formas de memoria”. Justificando el hecho yo decía que era lo esperado, visualizar las formas de tal manera que dibujar se parezca a hablar (en cuanto a la fluidez). Entonces les propuse retomar la estrategia del dibujo diario que habíamos abandonado, y les propuse un reto: realizar un dibujo cada día por el resto del semestre para demostrar que la práctica hace al maestro. Les decía que no era igual hacer 5 dibujos en un día que un dibujo cada día por 5 días (lo comparé con la recomendación de médico de tomar un vino cada día, que si se toman todos el mismo día, el resultado era una buena borrachera y nada bueno para la salud). Esto también porque los estudiantes acostumbran dejar todo para la noche anterior.
Para asegurarme que era uno cada día, me propuse buscar un sitio para subirlo y ahí surgió Facebook, ya que buscaba también un intercambio de experiencias y los jóvenes se encuentran receptivos a lo que sucede en las redes sociales. Esa noche creé el sitio, con un compromiso de hacer yo también mi dibujo diario. Como estímulo les dije que si hacían los 80 dibujos y no mejoraban sustancialmente su nivel de dibujo, les pondría de nota final 5/5, por haberlos hecho perder el tiempo, pero si funcionaba y era evidente el progreso, tendría 5/5 por haberlo logrado.
Así nació “Un día, un boceto”. Muchos no se atrevieron, pero la onda se regó, yo invité a todos mis amigos (600 aproximadamente en ese momento), la cosa tomó fuerza, motivó a muchos y trabajamos duramente.

OTA- ¿Cómo se opera la idea ya concretamente en tus cursos y grupos?
MARCELO DIAZ- “Un día, un boceto” nació como un grupo abierto de Facebook, que actualmente involucra estudiantes y profesores de diferentes universidades. Sin embargo, ya en los cursos, la mayoría de los alumnos sentía temor de mostrar sus dibujos, no querían el escarnio público, así que en paralelo al grupo abierto, creé nuevos grupos cerrados en Facebook para los grupos de estudiantes. Siendo cerrados, el estudiante no se siente agobiado y de alguna manera puedo controlar mejor el movimiento.
Así “un día, un boceto” es de intervención libre, para compartir y aprender libremente, no tiene calificación para el estudiante, solo las retroalimentaciones espontáneas de los integrantes. Por su parte, los grupos cerrados son de carácter obligatorio y tienen calificación (aunque pueden usar otros espacios para subir el trabajo diario). Periódicamente reviso las subidas y las comento, pero evalúo y califico los dibujos en físico el día definido para la evaluación de corte en el aula. Generalmente los integrantes dicen cosas sobre el trabajo mostrado y además nos sirve de mensajería.

OTA- ¿Qué resultados o beneficios encuentras en esta experiencia?
MARCELO DIAZ- Como resultados está que los estudiantes han ido perdiendo el “miedo” a la confrontación, se han ejercitado y han cumplido con no menos de 60 dibujos, además de los de la clase y tareas.
Los estudiantes al practicar a diario, confrontarse y ver soluciones dadas por otros han aumentado sus logros, recortado sus tiempos y disminuido esfuerzos innecesarios (a veces trabajan mucho y progresan poco).
Vale anotar que el nivel de dibujo varía y se incluye todo tipo de expresión gráfica, como base de comunicación visual. En el Facebook libre hay gente con más experiencia, así que los que participan se toman el tiempo de desarrollar los dibujos un poco más, pues finalmente nada los obliga. Por otro lado, en el Facebook obligatorio no falta el estudiante que sube “cualquier dibujo” para salir del paso.

OTA- ¿Qué te ha significado a ti esta experiencia como profesor?
MARCELO DIAZ- Para mí ha resultado una ventana para mi actividad docente, ratificando mis recursos y conocimientos ante estudiantes y colegas. Además me ha permitido validar mis estrategias y revisarlas, además de confrontarlas con otros espacios o universidades. De alguna manera aumenta la carga académica al revisar los trabajos diarios, pero me facilita el acceso y disponibilidad permanente.

OTA- Y los alumnos ¿Qué dicen al respecto?
MARCELO DIAZ- Por ahora no he dialogado mucho sobre ello, pero muchos han expresado satisfacción por sus logros, más cuando los retroalimentan y felicitan. De alguna manera, se está convirtiendo en un referente para todos los cursos, todos saben de este sitio. Puedo intentar indagar un poco en clase, para ver cómo lo asumen.
OTA- Gracias, ¡sería muy sabroso conocer su experiencia de viva voz!
MARCELO DIAZ- Listo. Abrimos un breve espacio de charla en clase en dos de mis grupos y esto es lo que comentan los de un grupo:
– Una persona dice que ella no participa porque dibuja cuando se siente inspirada y entonces puede hacer 30 dibujos juntos, pero que hacer uno diario no se le antoja. Que cuando tiene que hacer un dibujo obligadamente, se tarda lo mismo que hacer 20 cuando tiene ganas.
– Otra dice que para ella es un reto, que “nos hace trabajar individualmente y con mucha libertad”
– Para otra persona al dibujar un día se da cuenta que no le quedó tan bien y que luego hace otro y así cada día va adquiriendo la práctica y ya no le queda tan complicado (difícil), “la práctica hace al maestro”. Los primeros días “no quedaban bien y se puede ver al otro día y tratar de mejorarlo”.
– Otra persona dice que ve los errores, se pueden ver los dibujos de otros y comparar.
– Otra persona dice que no lo logra porque no trabaja con regularidad y porque tiene mucho trabajo.
En el otro grupo:
– A una persona le gusta porque se puede ver cómo van avanzando todos, es chévere porque gente como su papá y su abuelo pueden ver cómo progresa (miran todo) a través de el Facebook, quienes se sienten orgullosos por ello.
– Otra persona expresa que ver los dibujos en el Facebook les pone retos, los hace trabajar más.
– Otra persona dice que Facebook es parte de la vida cotidiana, deja las tareas de lado para mirar, si se conecta a internet no puede dejar de entrar a Facebook.
– Comparten respecto de una experiencia en donde hubo un uso de lenguaje inadecuado (para el cual, como profesor y administrador del grupo, tuve que intervenir en su momento, lo cual trajo consecuencias, probablemente frenó las posibles intervenciones), y de esa experiencia dicen que esos comentarios desaniman mucho; otra persona dice que es importante saber cómo comunicarse por Facebook, posiblemente hubo un error al no aclarar las condiciones en que se debe hablar, académicamente; otra persona comenta que al no conocerse todos, por principio se debe ser respetuoso, que ella ha mejorado, pero que no le gustaría someterse a un juicio grosero, que siempre hay reglas implícitas del uso de un lenguaje respetuoso.

Entrevista realizada y sistematizada por Gabriela OrtizMichel, abril 2011.

———
Marcelo Díaz es Artista Plástico. Es profesor de dibujo artístico para la carrera de artes y de dibujo para diseño en la carrera de diseño industrial tanto en la Pontificia Universidad Javeriana de Bogotá (perteneciente a AUSJAL), como en la Universidad El Bosque de Bogotá.

——————————————————

Con esta entrada estamos abriendo una nueva forma de acercarles experiencias en nuestra sección de “Buenas Prácticas”: darles la voz directamente a ustedes.
Queremos invitarlos a compartirnos sus prácticas educativas que usan tecnología. Todas las ideas, experimentos y experiencias que vamos trabajando durante nuestros cursos son útiles para ayudar a otros a imaginar posibilidades para sus clases.
Si quieres compartirnos una práctica, por favor mándanos una nota para iniciar conversación.
Nos gustaría conocer lo que haces/hiciste, las razones para ello, qué implicaciones tiene, cómo eso ayudó al aprendizaje de los alumnos, qué dijeron ellos de la experiencia, qué aprendiste, etc.

28

04 2011