Otra finca de valor patrimonial demolida en la Colonia Americana

GUADALAJARA, JALISCO (04/ABR/2012).- Las obras que comenzaron en estos días de vacaciones en la casa ubicada en Guadalupe Zuno 1973, casi avenida Chapultepec y que data de los años 30 del siglo XX y que está catalogada como de valor patrimonial fueron paradas; la policía y el presidente de la colonia Americana arribaron al inmueble que se sumaba a la lista de fincas demolidas en la zona, confirmó Mónica del Arenal, especialista en restauración y promotora del programa La Ronda.

Del Arenal indicó que incluso quitaron la placa de La Ronda que identificaba a la finca; las obras ya llevan un avance de 40 por ciento; sólo se mantiene la fachada.

La casa, edificada por el arquitecto Pedro Castellanos y que está dentro del perímetro B de protección, se integraba por varias unidades habitacionales con un patio central.

En la fachada no hay una manta con el permiso de la obra y los trabajadores impidieron la toma de fotografías. La finca formaba parte de la corriente de Arquitectura Tapatía.

Fuente: El Informador

Foto: Google Earth

NOTA: Para contribuir a conservar el patrimonio, como foro de denuncia, de alerta, de vínculo con las autoridades y vecinos o para dar información sobre alteraciones al patrimonio de Guadalajara visiten el perfil de facebook S.O.S Patrimonio Guadalajara.

Obra maestra de Paul Rudolph en riesgo

Considerado como uno de los mayores logros de Paul Rudolph, el Centro de Gobierno del condado de Orange de los años 1970’s es un icono de la época modernista tardío. Un deficiente mantenimiento ha llevado al deterioro y en septiembre una gran inundación causó grandes daños a la estructura obligando a las autoridades del condado de cerrar el centro. Desde entonces, el gobierno del condado ha estado pidiendo que el edificio sea demolido. La semana pasada, la ejecutiva del Condado de Orange, Ed Diana propone sustituir el edifico de Rudolph el icono de la cultura con $ 75 millones, 175,000 pies cuadrados (112,900m2) de construcción mediocre, que ofrece sólo 22.000 metros cuadrados de espacio más que el edificio existente. Con las estimaciones de la renovación de alrededor de $ 67,2 millones, o $ 40,9 millones para un “upgrade menos extenso”, las comunidades de arquitectura y conservacionista están indignados.

Los legisladores de Orange County están divididos sobre la conveniencia de preservar el edificio o la demolición, y la votación puede tener lugar en abril. Habla ahora y ayudar a salvar este legado brutalista en peligro de extinción. ¿Necesitas más motivación? Echa un vistazo a toda la propuesta para el “nuevo” centro gobierno aquí. Encuentra más información sobre cómo usted puede ayudar a salvar el Centro de Gobierno del Condado de Orange Centro de aquí.

Casa Gleason / Quinta Glisen en riesgo de desaparecer

Como ya muchos saben la casa Gleason / Quinta Glisen en la esquina de la calle Argentina y Miguel Blanco en la Colonia Americana esta en peligro de demolición (si no es que para cuanto leas esto ya este totalmente demolida).

Parece que poco es lo que se puede hacer ya que cuentan con licencia para estos trabajos.  Mónica del Arenal me pide que se publique esto en el blog.

En días pasado ella escribe una carta al Director de Patrimonio Cultural,  a ver si se puede lograr algo al respecto.


Es interesante la carta ya que desglosa claramente 3 puntos clave sobre la importancia de la finca y su concervación:

A.  Argumentación histórica y valor intrínseco del inmueble.

Quinta Glisen/ Chalet Gleason

Señorial casa de influencia barroca. Se ubica sobre la calle Argentina esquina noreste con Miguel Blanco. Atesora un espectacular pórtico de dos arcos de medio punto con relieves, entre los arcos un bonito escudo de armas. Los arcos están embellecidos por columnas salomónicas y cornisas dóricas. Arriba del arco saliente hay una blaustrada y atrás de ella una bella cúpula.

Cuatro peldaños suben al pórtico, donde una puerta abre a las entrañas de la finca. Es muy probable que la inicial entrada era por Argentina y posteriormente cambió por Miguel Blanco.

Fuente: García Remus, Vicente, La Colonia Americana. Patronato del Centro Histórico, Barrios y Zonas Tradicionales de Guadalajara, Instituto Cultural Ignacio Dávila Garibi a.C., Secretaría de Cultua del Gobierno del Estado de Jalisco, Museo de la Ciudad de Guadalajara, Juan Marull Thomas, Alfonso Campollo Solano y Jorge Oliva. Fotoglobo, Enero de 2006.

B.  Clasificación y niveles de intervención según leyes y reglamentos vigentes.

Respecto al valor intrínseco de la obra, puedo afirmar que se trataba de una de las dos fincas íntegras de la autoría de Choistry[1]. La Casa Bell, la Casa Martínez Gallardo, el Chalet Manzano, la Casa Jaime, el Chalet Carpio y la Casa Amézaga, han sido lamentablemente demolidas en años anteriores.

La Quinta Glisen, también denominada Casa Gleason, es una obra única en su tipo, de las primeras que conformaron la Colonia Americana de Guadalajara y de acuerdo con la publicación Criterios para la Identificación e Inventario del Patrimonio Edificado del Estado de Jalisco[2], la casa está inventariada de la siguiente manera:

Clasificación

Inmueble de Valor Artístico Relevante

Estado de conservación

malo

Alteraciones o modificaciones

íntegra

Corriente estilística

Ecléctica

Datación

ci 1910-1915

Uso original

Habitacional

Uso actual

Abandonada

Niveles de edificación

Uno

Nivel máximo de intervención permitido

Conservación y Restauración

C.  Cartas internacionales y referencias teóricas vigentes.

Y después cierra con preguntas y conclusiones para el Director.

a)   En la Dirección a su cargo, ¿tenían conocimiento del valor que representa la finca en un contexto urbano? ¿Tenían conocimiento de la autoría y excepcionalidad de la obra? En caso de ser afirmativo, ¿se lo hicieron saber al promotor y/o responsable del proyecto arquitectónico?

b)   ¿Qué nivel  máximo de intervención permitieron a la finca, si claramente se observa que es de Valor Artístico Relevante? ¿Qué otro posible nivel de intervención habría, si para este caso no es admisible la Sustitución Controlada?

c)    ¿Hubo peritaje de proyecto de restauración o alguna otra opinión técnica de un experto en conservación?

En conclusión y tras los argumentos que aquí presento, considero que en este caso es inadmisible la sustitución de arquitectura patrimonial con arquitectura contemporánea y por tanto, la demolición parcial es inaceptable. No dudo de la capacidad del arquitecto encargado del proyecto, el tema es que ese proyecto no se adapta al contexto ni toma en cuenta las restricciones que una casa patrimonial supone desde el momento que es una obra relevante. Recuerde que no se trata de un proyecto de nueva planta, emplazado en un terreno carente de preexistencias, sino enclavado en una colonia que data de 1903, encima de una obra patrimonial que se construyó hace aproximadamente 100 años y que por tanto no podemos permitir que desaparezca. Conservar dos crujías no es conservar el patrimonio, es fachadismo.

Por último, quisiera hacer la reflexión de que si en cada situación similar a ésta, se permite que se demuela la obra o parte de ella y se autorizan proyectos que están fuera de la escala y otras consideraciones paisajísticas y urbanas, perderemos de manera acelerada lo poco que nos queda del patrimonio edificado de la ciudad; ahí radica nuestra preocupación y por ello me permito solicitar una explicación ante lo que está sucediendo que, vale recalcar, no es una preocupación personal, sino la de cientos de ciudadanos que cada vez tienen mayor capacidad de análisis y de demandar puntualmente a sus autoridades sobre sus responsabilidades, en este caso, salvaguardar el patrimonio edificado.

La carta la puedes leer integra aquí.

Ubicación de la finca



Ver mapa más grande