Entradas etiquetadas ‘aprendizaje’

¿Enseñanza o aprendizaje?

Share

Mucho se habla de que integrar las TIC al aula escolar implica necesariamente una revisión de los modelos educativos que empleamos los maestros y una oportunidad de caminar hacia un enfoque pedagógico centrado en el alumno, es decir en su aprendizaje más que en nuestra enseñanza.
Pero ¿qué significa eso? Significa plantearnos la práctica docente desde la pregunta ¿qué necesita hacer el alumno para aprender? Y poner nuestro foco en su actividad de aprendizaje, en lugar de tenerlo en nuestras actividades de enseñanza. Para esto tenemos que tener claro qué entendemos por aprendizaje.

Hernández Rojas y Díaz Barriga (2013) comparten en un artículo de la revista Sinéctica, su mirada psicoeducativa al aprendizaje, en donde explican las distintas posturas por las que ha pasado la Psicología, tratando de dar respuesta a la pregunta sobre cómo aprendemos.
Estos autores, hacen un breve recorrido por el  conductismo, el procesamiento de la información, el  cognitivismo y el constructivismo; hasta llegar a un siglo XXI donde surgen propuestas integracionistas, que conciben al aprendizaje como una construcción individual desde el reconocimiento de un contexto sociocultural.

 Esto se refleja en aulas en donde encontramos desde exámenes de opción múltiple y tareas con base en puntos extras, hasta cursos con fichas de trabajo personalizadas, uso de TIC enfocado en la transmisión de información, trabajo colaborativo en la solución de problemas… es decir, una gran diversidad de actividades que parten de la concepción que como docentes tenemos del proceso de enseñanza-aprendizaje.

Es cierto que las TIC son herramientas con una enorme posibilidad de enriquecer los escenarios educativos escolares, pero también es cierto que esto depende del papel y uso que le damos en nuestras prácticas. ¿Aún considero que en mi clase tengo que proyectar información para que mis alumnos la transcriban y la memoricen? ¿O me parece más importante ofrecerles herramientas TIC para que organicen la nueva información, la compartan, la dialoguen, la enriquezcan? ¿Uso las TIC para enviar documentos y proyectar videos, o además de eso empleo wikis, e-folios, blogs?

¿Diseño mi práctica docente desde la enseñanza o desde el aprendizaje?

Te invito a leer este artículo: “Una mirada psicoeducativa al aprendizaje: qué sabemos y hacia dónde vamos”,  creo que abona a la reflexión -que como docentes debemos hacer de manera permanente- sobre el aprendizaje y sobre el papel que las TIC deben tener dentro de nuestra práctica educativa. ¡Que los disfrutes!

Share

09

05 2013

Las redes sociales, los alumnos y el aprendizaje, un estudio

Share

Siempre nos preguntamos ¿qué pasa con nuestros alumnos y las tecnologías? Queremos entender su mundo, sus habilidades, sus percepciones. Es por ello que nos acercamos de diferentes maneras para estudiar al alumno hoy. Algunas instituciones lo hacen aproximándose a sus propios alumnos. Ya reseñamos un estudio sobre los alumnos, las redes sociales y la educación en una universidad española. El día de hoy nos acercamos a otro con foco similar, pero local: en el Centro Universitario de los Altos de la Universidad de Guadalajara hicieron un estudio para conocer los usos que dan los alumnos a las redes sociales en sus procesos de aprendizaje.

Islas Torres y Carranza Alcántar, en Uso de las redes sociales como estrategias de aprendizaje. ¿Transformación educativa?, nos ofrecen los resultados de una encuesta que levantaron con el ~20% de los alumnos de todas las carreras que ofrecen. En esta encuesta, entre otras cosas, buscaron saber sobre su uso de las redes sociales en general, su uso orientado al aprendizaje, así como sobre el empleo que sus docentes hacen de estas redes.

Respecto del uso en general encontraron que el 96% de sus alumnos usan las redes sociotécnicas, con 47% usándolas “siempre” (en el cotidiano, suponemos). Las redes sociales que más utilizan son Facebook, Youtube y Twitter.

A diferencia del estudio que habíamos reseñado anteriormente, en donde los alumnos no alcanzan a verse aprendiendo con las redes sociales, ellas encontraron que el 71% de los alumnos declaran que usan las redes sociales para actividades escolares y 45% por ciento, específicamente para estudiar. Las autoras rescatan dos concretos:

  • 59.3% platican con sus compañeros mediante mensajes o el chat sobre trabajos o tareas de clase
  • 54.4% publican enlaces a sitios referentes a materias o temas de investigación acordes con su carrera.


Sin embargo, cuando buscan cosas más específicas, encontraron que:

  • 77.8% nunca publican links a sitios colaborativos, como CmapTools, MindMeister, GoogleDocs o SkyDrive;
  • 75.3% nunca divulgan enlaces a videos elaborados por ellos mismos con temas referentes a sus asignaturas.


Cuando les preguntan a los alumnos sobre los beneficios y las desventajas respecto del uso de las redes sociales para aprender encontraron que:

  • los alumnos siempre encuentran lo que requieren para comunicarse a través del mismo sitio (67.7%)
  • les permiten comunicarse sin problemas de espacio o tiempo (75.1%)
  • y no necesitan conocimientos especializados para utilizarlas (71.1%).


Por otro lado, los alumnos dijeron también que:

  • cuando las utilizan siempre se distraen de las actividades escolares (41.4%)
  • casi siempre les dedican demasiado tiempo sin beneficio alguno (24.7%)
  • y consideran que no hay privacidad en su uso (26.2%).


En materia de lo que los profesores hacen con los sitios de redes sociales, los alumnos declaran que la mayoría no utiliza estas herramientas con fines de enseñanza, y aunque dicen que 46.6% de sus profesores casi siempre publican contenidos de la asignatura, dicen también que 69.6% nunca divulgan links a sitios colaborativos y 54% tampoco publican enlaces a libros electrónicos, artículos o tutoriales.

Sabemos por muchos estudios que los jóvenes se apropian de las herramientas sociotécnicas y las usan en sus vidas cotidianas, en donde se incluye -claramente- las necesidades que tienen para su aprendizaje. En este estudio vemos que esas necesidades son: comunicarse e informarse, por sobre todo. Las alternativas colaborativas y de expresión personal no aparecen fuerte en su mapa. La pregunta que a mí me generan los datos que nos ofrecen no es respecto del uso que hacen los profesores (aunque podríamos ser mejores modelos respecto de formas de aprender), si no sobre lo que el aprendizaje ES para los alumnos. Si con las redes sociotécnicas los alumnos van cada vez más tejiendo su vida cotidiana ¿por qué solo pueden dar cuenta de la comunicación y del informarse como tareas del aprender?

____
Islas Torres, C; Carranza Alcántar, MR. (2011) “Uso de las redes sociales como estrategias de aprendizaje ¿Transformación Educativa?” En Apertura, No. 15 Vol 3. No2. Octubre 2011 [http://www.udgvirtual.udg.mx/apertura/num15/1.html] [Fecha de última visita: 16 abril 2012]

Apertura. Revista de Innovación Educativa
http://www.udgvirtual.udg.mx/apertura/
Revista de divulgación científica e investigación especializada editada por la Universidad de Guadalajara, a través de la Coordinación de Recursos Informativos del Sistema de Universidad Virtual.

Share

19

04 2012

Competencias del siglo XXI para los aprendices del nuevo milenio

Share

La OCDE presentó en 2010 un informe en donde lanzan la propuesta de un nuevo marco teórico para las habilidades del siglo XXI. El documento “Habilidades y competencias del siglo XXI para los aprendices del milenio en los países de la OCDE”, inicia agrupando las habilidades en tres:

  • Habilidades funcionales TIC, que incluyen habilidades relevantes para un buen uso de las diferentes aplicaciones;
  • Habilidades TIC para aprender, que incluyen habilidades que combinan las actividades cognitivas y de orden superior con habilidades funcionales para el uso y manejo de los estas aplicaciones;
  • Habilidades propias del siglo XXI, necesarias para la sociedad del conocimiento donde el uso de las TIC no es una condición necesaria.

El documento se centra en estas últimas, que organizan a su vez en tres dimensiones sobre las que, declaran, es necesario formar:

  • En la dimensión de la información, se aborda la información como fuente (búsqueda, selección, evaluación y organización) y la información como producto, esta última muy relevante para la reestructuración de la información y el desarrollo de ideas propias (conocimiento). Las típicas habilidades pertenecientes a esta dimensión, dicen, son las habilidades de investigación y resolución de problemas, que conllevan en algún punto definición, búsqueda, evaluación, selección, organización, análisis e interpretación de la información.
  • La dimensión de la comunicación parte de la investigación que sugiere que las TIC fortalecen y aumentan las posibilidades de comunicación, así como las habilidades de coordinación y colaboración entre iguales. Presentan la competencia de la comunicación efectiva (uso de las herramientas adecuadas, uso correcto de lenguaje, consideración del contexto, de la audiencia y de la información misma) y la competencia de la colaboración e interacción virtual (la participación en la cultura digital depende de la capacidad para interaccionar dentro de grupos de amigos virtuales o grupos que comparten un mismo interés). Las habilidades relacionadas con esta dimensión son: La alfabetización en medios, el pensamiento crítico, la colaboración o el trabajo en equipo y la flexibilidad y adaptabilidad.
  • En la dimensión ética, se aborda la responsabilidad e impactos sociales (la conciencia del impacto que las acciones del individuo tienen en la sociedad) y proponen la habilidad para el uso responsable de las TICs, reconociendo los riesgos potenciales así como el uso de las normas de comportamiento que promueven un intercambio social adecuado a través de la web. También proponen que desde esta dimensión se trabaje en el desarrollo de una conciencia sobre los retos de la nueva era digital. Las habilidades relacionadas con esta dimensión las ponen bajo el título de ciudadanía digital, e implican, entre otras cosas al pensamiento crítico, la responsabilidad social y la habilidad para la toma de decisiones.

Lo más interesante del documento es la manera en la que relacionan las competencias del siglo XXI que proponen con habilidades y competencias a desarrollar por los alumnos para poder ser aprendices del nuevo milenio. Para aproximarnos a estas competencias, que como ya dijimos hace un mes, no se trata meramente del desarrollo destrezas técnicas, la OCDE nos recuerda el rol que tienen desarrollo de competencias y habilidades que ya estaban sobre la mesa antes del debate de la participación en la nueva cultura digital:

Habilidades de investigación y de resolución de problemas, el pensamiento crítico, la colaboración, el trabajo en equipo, la responsabilidad social, la flexibilidad, la adaptabilidad y la habilidad para la toma de decisiones.
¡Es como volver a los básicos!

Más allá del uso extendido que nuestros alumnos tienen de las herramientas de esta sociedad, y que la OCDE no considera suficiente para ser aprendices del nuevo milenio ¿cómo están nuestros alumnos en estas habilidades y competencias base?
____
OCDE (2010). Habilidades y competencias del siglo XXI para los aprendices del milenio en los países de la OCDE. Versión en español traducida del original en inglés por el Instituto de Tecnologías Educativas. Documento en línea: [http://recursostic.educacion.es/blogs/europa/media/blogs/europa/informes/Habilidades_y_competencias_siglo21_OCDE.pdf] Fecha de última visita: 7 febrero 2011.

Share

16

02 2012

Competencias docentes y TIC

Share

/* Style Definitions */
table.MsoNormalTable
{mso-style-name:”Tabla normal”;
mso-tstyle-rowband-size:0;
mso-tstyle-colband-size:0;
mso-style-noshow:yes;
mso-style-priority:99;
mso-style-parent:””;
mso-padding-alt:0cm 5.4pt 0cm 5.4pt;
mso-para-margin-top:0cm;
mso-para-margin-right:0cm;
mso-para-margin-bottom:10.0pt;
mso-para-margin-left:0cm;
line-height:115%;
mso-pagination:widow-orphan;
font-size:11.0pt;
font-family:”Calibri”,”sans-serif”;
mso-ascii-font-family:Calibri;
mso-ascii-theme-font:minor-latin;
mso-hansi-font-family:Calibri;
mso-hansi-theme-font:minor-latin;
mso-bidi-font-family:”Times New Roman”;
mso-bidi-theme-font:minor-bidi;
mso-ansi-language:ES;
mso-fareast-language:EN-US;}

Después de un receso, retomamos nuestras publicaciones no sin antes desearles un excelente 2012.

____________

Hoy no se discute que la globalización y la modernización están creando un mundo cada vez más diverso e interconectado, que nos impulsa a desarrollar nuevas competencias. Me gusta como Tiscar (2011) reconociendo estos cambios, resalta la necesidad de cambiar la educación al escribir:

“En el marco de la Sociedad Red, caracterizada por un entorno de abundancia de información, de numerosas oportunidades para la interacción social y del aumento de dispositivos personales para la producción del conocimiento, se hace cada vez más difícil mantener los mismos sistemas formales de enseñanza estandarizada que fueros diseñados para un contexto sociohistórico propio de la industrialización”

Tenemos claro que los profesores no somos los únicos que enseñamos y el aula no es el único espacio privilegiado para el aprendizaje. Nos vemos sacudidos y haciéndonos muchas preguntas, entre ellas: ¿qué necesito aprender hoy para poder hacer frente y aprovechar lo que las TIC posibilitan?

Hay personas y colectivos que han venido construyendo respuestas. Revisarlas nos puede ofrecer un rumbo para discernir y orientar nuestros esfuerzos de desarrollo docente. A modo de ejemplo, menciono aquí de manera muy general el esquema que proponen los “Estándares UNESCO de competencia en TIC para docentes” que les invito a revisar (el documento lo desarrolla con mucho detalle)

A) Nociones básicas de TIC, que permitan al profesor seleccionar y utilizar métodos educativos apropiados, juegos, contenidos etc. para complementar objetivos curriculares, gestionar datos de la clase y apoyar el propio desarrollo profesional.
B) Profundización del conocimiento, que permita al docente gestionar información, estructurar tareas relativas a problemas e integrar software y aplicaciones específicas para ciertas materias así como utilizar recursos de la Red para ayudar a los estudiantes a colaborar, acceder a información, comunicarse con expertos para resolver problemas, supervisar proyectos y para contribuir a su propio desarrollo profesional.
C) Generación de conocimiento, que permita diseñar recursos y ambientes de aprendizaje utilizando TIC, apoyar la generación de conocimiento y habilidades de pensamiento crítico en los estudiantes, apoyar para el aprendizaje reflexivo; crear comunidades de conocimiento para estudiantes y colegas, crear e implementar una visión de la institución educativa como comunidad basada en la innovación y en el aprendizaje permanente enriquecidos con las TIC.

Por otra parte, estudiosos de la Sociedad-Red han resaltado la importancia de la competencia docente para diseñar estrategias que incorporen la cultura digital alrededor de ‘lo abierto’. Tiscar (2011) nos habla de que profesores y alumnos tomemos:

“la red como el nuevo ágora global de encuentro, discusión y participación en abierto”. Y expone: “capacitarles, acompañarles y visibilizarles en el desempeño de prácticas digitales debe ser uno de los objetivos principales de toda escuela del siglo XXI. Esto necesita de un uso intensivo de las Tecnologías de la Información y la Comunicación), pero sobre todo de un ejercicio colectivo de los valores que componen la cultura digital, como son compartir información en abierto, reconocer los méritos del otro respetando sus contribuciones, aportar nuevas ideas a la inteligencia colectiva, participar en proyectos colaborativos, construir inteligencias digitales profesionales y ejercer un derecho a la comunicación responsable”

La transformación que apunta no se queda en el desarrollo en una serie de destrezas técnicas (que también se incluyen) sino de participar de una nueva cultura. Las formas de participación y colaboración habrá que irlas descubriendo, por lo pronto, tenemos una provocación de usar los medios digitales y la Red para conectarnos con otros, conversar experimentar. Esta práctica seguramente nos facilitará luego el imaginar caminos para invitar y a acompañar a nuestros alumnos a hacer lo mismo.

_________

UNESCO (2008) “Estándares de competencia en TIC para docentes” Disponible en formato digital en: http://www.eduteka.org/EstandaresDocentesUnesco.php [última visita:13 enero de 2012] Traducido por: Fundación Gabriel Piedrahita

El trabajo tiene licencia Creative Commons Attribution Non-Commercial Share Alike, que nos permite su uso libre siempre y cuando no sea comercial, y nos exige mantener la misma licencia si generamos productos derivados o que lo incluyan.

Documento en inglés descargable en: http://cst.unesco-ci.org/sites/projects/cst/default.aspx

Lara, Tiscar (2011) “Cultura Digital. Cómo reinventar la educación superior desde lo abierto”. Telos. Cuadernos de comunicación e innovación.España Jul/Sep 2011, revista num. 88
Disponible en formato digital en:
http://sociedadinformacion.fundacion.telefonica.com/DYC/TELOS/REVISTA/Dossier/DetalleArtculoTELOS_88TELOS_DOSSIERPV4/seccion=1266&idioma=es_ES&id=2011072809180001&activo=6.do [última visita:13 enero de 2012]

Share

19

01 2012