El centro, reducido

Fincas patrimoniales se encuentran en abandono, deterioro o destrucción en el Centro Histórico de Guadalajara. El estudio más reciente documenta 33 fincas de alto valor en condiciones ruinosas en el polígono de las calles González Ortega-Belén-San Felipe-Juárez. Sin embargo, la Zona 1 Centro tiene 833 inmuebles en ruinas, de los cuales 68 están en “alto riesgo” de venirse abajo por falta de mantenimiento.

“Es una situación preocupante y necesitamos manejar una estrategia para rescatar las fincas que realmente valen la pena”, apunta Enrique Ramos Flores, presidente del Patronato del Centro Histórico. “Hay trámites complicados para invertir por tantas restricciones en sus perímetros A y B (que conforman casi mil 700 hectáreas dentro de la Zona Centro); entonces, proponemos reducir el Centro Histórico: que sea decretada una zona similar al Perímetro Central (de 328 hectáreas) y que las fincas con valor fuera de esa zona también sean identificadas para protegerlas de forma particular; no se descuidarían. Esto facilitaría los trámites en el resto de predios y se traduciría en mayores inversiones y una reactivación del Centro”. La iniciativa debe ser autorizada en el Ayuntamiento y avalada por la Secretaría de Cultura del Estado.

“Es cosa de ponernos de acuerdo y liberar las zonas sin valor. Ha sido complicada la comunicación con Cultura del Estado”, subraya el también presidente de la comisión edilicia de Hacienda en Guadalajara. “Espero que los nuevos responsables del Patronato, del Ayuntamiento y del próximo Gobierno estatal sean capaces de superar las barreras; debemos definir lo ideal para repoblar el Centro con construcciones nuevas —en 20 años, Guadalajara perdió 156 mil habitantes por migración intraurbana—.

Tan sólo en el Perímetro A, más de siete mil inmuebles están en mal estado.

María Luisa Urrea, presidenta de la comisión edilicia del Centro Histórico, coincide con la reducción del perímetro. Y dimensiona: “En la Ciudad de México el polígono protegido es de apenas 120 hectáreas”.

Alejandro Elizondo Gómez, titular de la comisión edilicia de Obras Públicas de Guadalajara, se suma a la iniciativa: “Falta un proyecto funcional porque es excesiva la protección de tantas hectáreas. Debemos proteger las fincas con valor y que el resto no pase por el mismo proceso tortuoso y administrativo. La fracción panista está a favor de analizar el tema”.

Enrique Ramos añade que discutirán la reducción en comisiones edilicias para llevar la propuesta al pleno del Ayuntamiento.

Fuente: http://www.informador.com.mx/jalisco/2013/432108/6/pretenden-reducir-el-centro-historico.htm